¡Pero qué bueno están estos dos hermanos!

15 de agosto del 2010 (aprox. a medio día) Prologo                                                           (****Mariano****) Los rayos de un radiante sol chocan incesantes  contra la luna delantera de mi coche. Es  una luz clara y cálida que no llega a deslumbrar del todo, pero que, a pesar de la brisa fresca que entra por la ventanilla,  me llega a … Sigue leyendo ¡Pero qué bueno están estos dos hermanos!